By

Educar en las estrellas

estrellas.jpgEn pocas horas, más de quinientos adolescentes llegados desde muy diversos lugares se reunirán en un rinconcito del Valle de Hecho (en el Pirineo oscense) para vivir un campamento repleto de estrellas. De las que tapizarán la bóveda celeste durante las mágicas noches y de las que anhelarán ser espejo sobre la tierra de ese mar de luz. Ellos. Porque vamos a recordar que estamos hechos de estrellas; que el polvo que forma nuestro cuerpo es el mismo que el de las perlas que iluminan el cosmos; que lo que somos es herencia de la luz que otras muchísimas estrellas han ido dejando en nosotros; que estamos llamados a hacernos espejo en lo terreno del Reino de los Cielos, siendo «la sal de la tierra y la luz del mundo». Poder ser testigo de este pequeño gran milagro, tener el privilegio de acompañar a tan hermosa constelación en este nuevo paso del camino… es para mí un regalo inigualable.

chamis-donosti.jpgPorque en verdad poder educar es un regalo inigualable. Aunque muchos se echen las manos a la cabeza con esta juventud de hoy en día, que también es la mía. Aunque en las noticias sean mayoría los vencidos por la dificultad, y minoría los muchos que sueñan y creen en la estrella que todo pequeño lleva dentro. Aunque cada vez resulte un poco más extraña esta invitación que algunos hacemos a vivir la fiesta de Jesús, la barra libre del amor auténtico y encarnado. Porque hoy, como siempre, el adolescente busca, se pregunta, sueña, espera, tiene miedo, tiene esperanza, no entiende, cree que entiende, entiende, necesita cariño, anhela sentirse querido, no se conforma con el menú barato, quiere amar y amar sin medida. Aunque a veces parezca lo contrario. Para eso se inventó la adolescencia. Ellos también están hechos de estrellas. Son, es más, estrellas a punto de estallar.

chamis-gorros.jpgDesde hace cuatro años, trabajo con adolescentes en Chamis, un grupo de fe y tiempo libre que me come la vida y me llena la vida. Es curioso el sistema celestial de inversiones, con ese tipo de interés al «ciento por uno» que no se mueve desde hace más de dos mil años.

A lo largo del curso que termina, treinta chavales de quince años, y cuatro monitores compañeros, amigos y hermanos, han sido mi pequeña constelación de estrellas. En la presentación que os dejo a continuación como regalo de despedida ha quedado atrapada, espero, un poquito de su inmensa luz…


GENERACIÓN DEL 91 :: CURSO 2006-2007

Para educar, uno tiene que llevar en el alma un poco de marino, un poco de pirata, un poco de poeta… y un kilo y medio de paciencia concentrada; soñar que ese navío llevará nuestra carga de palabras, hacia puertos distantes, hacia islas lejanas…

Con un mar de estrellas como mejor guía.

9 Responses to Educar en las estrellas

  1. veronica says:

    HOLA, ME PRESENTO SOY VERONICA TENGO 24 AÑOS DE ARGENTINA Y POR ESAS “CAUSALIDDES” ENTRE A TU BLOG. SOY LIC. EN PSICOPEDAGOGIA Y LO MAS IMPORTANTE PEREGRINA HACE YA 7 AÑOS. BUSCANDO EN LA WEB… (JUSTAMENTE IDEAS O “INSPIRACION”) TRATANDO DE HACER UNA INVITACION A LA COMUNIDAD PARA LA PEREGRINACION A LUJAN QUE SE HACE TODOS LOS AÑOS. CAI AQUI… ME SORPRENDIO O MAS BIEN ME SORPRENDE LAS GANAS Y ESE ESPIRITU QUE TENES DE SEGUIR HACIENDO LO QUE HACES. TE FELICITO!!!!!!!!!!!!!!!

  2. veronica says:

    ME FALTA ACLARATE ALGO. SOY PEREGRINA A PIE Y LLEVAMOS EN NUESTROS HOMBROS A LA VIRGENCITA DE LUJAN. NOSOTROS, LAS PERSONAS QUE EMPRENDEMOS ESTE DESAFIO, TARDAMOS UNA SEMANA EN RRECORRER EL CAMINO, PARA QUE NUESTRA MADRE “MARIA” LLEGUE A LA BASILICA DE LUJAN. NO IMPORTA EL FRIO, CALOR, LLUVIA, VIENTO… NUESTRA MISION ES LA DE SER LOS PIES DE MARIA Y QUE ELLA LLEGUE A SU CASA, LUJAN.
    BUENO ME DESPIDO Y MUCHOS SALUDOS.

  3. pilar( navarro) says:

    hola Alex que recuerdo mas bonito para los chavales, me ha gustado mucho.Que experiencias , cuando lo he visto me he sentido orgullosa de tener por ahora a una chica chami en casa , pero he sentido un monton de envidia sana, de tu concepto de la adolescencia y de la capacidad que teneis de sacar lo mejor que hay en ellos.Vuestros ojos ven mas alla de lo que nosotros como padres en esta edad vemos, pero se que vuestra vision es la correcta, hay mucho de estrella en ellos. Un beso y gracias.

  4. Armando says:

    “Para animar jóvenes, tienen que dolerte los jóvenes…” me decía un viejo sacerdote formador de animadores. Y es verdad. Un análisis aséptico y frío de sus valores, inquietudes y anhelos, es necesario, pero insuficiente para conocerle, quererles y acompañarles en una dirección que les ayude a liberarse de sus ataduras. Son muchas más que las que han sufrido todas las genearciones anteriores. Esa es su debilidad… y su fortaleza.

  5. Edgar Lara says:

    Alex: Te felicito por tu gran labor guiando a tantos jovenes en tu comunidad, te encontre gracias a la pagina de Daniel Pajuelo, yo pertenezco a una comunidad de Córdoba, Veracruz en México y me gustaria poder llevar a cabo proyectos como los que tu realizas, pero por aqui estamos algo limitados en cuanto a recursos ya sea tecnologicos o de personal vamos un poco lentos para poder encusar a los jovenes,y vamos poco a poco, asi que tu no decaigas y animo que Dios tira siempre pa’ lante.

  6. Maria Luisa says:

    Que delicia poder leerlo,contemplarlo,y sentir en lo mas profundo de nuestro ser que estamos hechos de estrellas.
    Que disfruteis todos, del inmenso Cielo cuajado de puntitos de luz del Pirineo.
    Gracias Álex por hacernoslo ver.
    Un abrazo.
    Maria Luisa.

  7. Sejo says:

    Gracias Alex
    Ya me ha comentado Elena. Los dos, Elena y yo teníamos una especie de pacto secreto, ella se acordaría de mi todas las noches cuando mirase ese cielo que tantas y tantas veces le he descrito, contado y casi llorado de emoción al recordar mi infancia/juventud, tumbado horas y horas rozando con la punta de mis dedos la Via Láctea, todas la estrellas y constelaciones al alcance de la vista, es como estar viendo una película tridimensional, pero con la ventaja añadida de que puedes sentir,respirar, llorar, notar la brisa fría del pirineo como cuchillas afiladas rozándote las orejas y la nariz, oir en la lejanía el ladrido de los perros, el aullar de los lobos, el arrastrarse de los cazadores nocturnos, el sentirte parte de Dios, del Universo, saber sin que nadie te lo diga, que tu perteneces alli, que esa es tu casa, y esa llamada, sigue tirando de mi con una fuerza incontrolable.
    Pues Elena se acordó de mí todas las noches y yo me acordé de ella y de todos vosotros, porque cada noche paso al menos una hora mirando el cielo, las estrellas o las nubes, pero claro, no es lo mismo que verlo en la montaña.
    Allí está mi casa, la tuya la de todos. Alli le pido a Dios que nos reciba a todos.
    Gracias por todo vuestro esfuerzo.

  8. Álex says:

    En verdad ha sido una experiencia de las que quedan grabadas a fuego en el corazón, Sejo. Un regalo de Dios, que se ha hecho presente en el rostro de cada chaval, de cada monitor, de cada soñador. Gracias por tu recuerdo, que me emociona profundamente. Gracias a todos por vuestros comentarios y vuestro apoyo.

    Nos vemos en las estrellas.

  9. Concha says:

    Hola Alex: Yo ya no soy joven soy una abuela a la que le encantaria poder trasmitir todos esos sentimientos a mis nietos.Es gratificante leerte y corraborar que hay una juventud a la que hoy en dia no nombran ni politicos ni peridistas..pero estais ahí. Gracias por estar .Si en algo puedo ayudar , aqui estoy. Seguire leyendoos porque se que de los jovenes se puede aprender mucho.

    Gracias por hacer que sigan brillando las estrellas.

Deja un comentario